Ballena azul

Balaenoptera musculus
Otros nombres: 
  • Rorcual azul
Longitud máxima: 
  • Macho: 29m
  • Hembra: 33m
  • Al nacer: 7m
Peso máximo: 
  • Macho: Desconocido
  • Hembra: 180.000kg
  • Al nacer: Desconocido
Dieta: 
  • Varias especies de kril
Estimación poblacional: 
10.000 - 25.000
Categoría UICN: 
EN
Apéndice CITES: 
I
Apéndice CMS: 
I
Clasificación: 

La Ballena azul es uno de los animales más grandes que jamás haya existido sobre la Tierra y se alimenta de uno de los más pequeños. Tiene las barbas más largas de todos los rorcuales, hasta 1 metro de longitud, y usa estas barbas para filtrar enormes agregaciones de kril, una pequeña criatura de forma de camarón de la columna de agua. Hay un gran debate alrededor de la taxonomía a nivel de subespecie de la Ballena azul y actualmente existen varias subespecies reconocidas, siendo la división más básica la que las separa en 4: B. m. musculus refiere a las poblaciones de Ballena azul que se encuentran en el Pací­fico Norte y en el Atlántico Norte, B. m. intermedia, a veces llamada la "verdadera" Ballena azul, describe la forma antártica, B. m. brevicauda, también conocida como Ballena azul pigmea, describe la población que se encuentra en el Océano Índico sur (excluyendo la Antártida) y B. m. indica asignado a las Ballenas azules que se encuentran en el Océano Índico norte. 

Morfologí­a: 

La Ballena azul tiene un cuerpo largo, hidrodinámico, con dorso azul claro o gris con manchas más claras. El vientre es usualmente más pálido y algunas veces blanco, aunque una capa de algas puede hacerlo ver amarillento. La cabeza de la Ballena azul es ancha, larga y en forma de "U", pudiendo alcanzar hasta un cuarto de su longitud corporal total. Posee una cresta que corre a lo largo de la parte superior de su cabeza terminando frente a los dos espiráculos. La Ballena azul tiene 55 a 88 surcos ventrales que se expanden durante la alimentación. La lengua de la Ballena azul pesa aproximadamente 4 toneladas y es lo suficientemente larga como para sostener a un equipo de fútbol completo. 

Comportamiento: 

En el mar las Ballenas azules pueden ser vistas con buen clima a una distancia considerable debido a sus poderosos soplidos que pueden alcanzar hasta 12m. Usualmente nadan bastante lento, pero pueden desplazarse a más de 30km/h si son perseguidas. Los juveniles de Ballena azul han sido vistos saltando, pero los adultos muy raramente lo hacen. Suele vérselas solas o en pares, pero como poseen la capacidad de emitir fuertes y profundas vocalizaciones, que pueden recorrer grandes distancias, es posible que estén en contacto con otros individuos de su misma especie a cientos, o incluso más de mil, kilómetros de distancia. Se cree que la mayoría de las Ballenas azules migran entre aguas tropicales y aguas polares. En general, en invierno se desplazan hacia aguas tropicales cálidas, de bajas latitudes, para reproducirse y parir a sus crías. En verano, migran hacia aguas polares más frías, de latitudes altas, para alimentarse. Durante esta migración, y en las áreas reproductivas de invierno, se cree que prácticamente no se alimentarían por al menos 4 meses, viviendo así de la energía almacenada en las reservas de su cuerpo obtenidas en los territorios de alimentación. Estudios recientes, sin embargo, revelan que Ballenas azules en el Domo de Costa Rica se alimentan activamente en las áreas reproductivas de invierno.

Distribución: 

Estos gigantes del océano fueron agresivamente cazados por los balleneros ya que eran una pieza particularmente valiosa, persistiendo aún sus poblaciones muy reducidas. La cacerí­a de la Ballena azul está prohibida desde 1966, pero su carne aparece ocasionalmente en mercados japoneses hoy en dí­a siendo etiquetada como de otras especies. Son amenazadas principalmente por las colisiones con embarcaciones y la contaminación sonora y quí­mica. UICN clasifica a esta especie globalmente como En Peligro, estando algunas poblaciones, tales como la Ballena azul antártica, considerada En Peligro Crí­tico.

Mapa de la distribución: