Skip to content
All news
  • All news
Japan is leaving the Whaling Commission to start commercial whaling – and it is a big deal

Japan is leaving the Whaling Commission to start commercial whaling – and it is a big deal

On 26 December 2018, the Japanese government announced its withdrawal from the International Whaling Commission...
Belugas a Bordo

Belugas a Bordo

SEA LIFE TRUST y WDC, han anunciado que la aerolínea europea líder en transporte de...
A new opportunity to stop Japan’s whaling?

A new opportunity to stop Japan’s whaling?

Last Wednesday, the European Parliament voted ‘yes’ to the EU-Japan free trade agreement (or Economic...
No EU-Japan trade agreement unless Japan stops whaling!

No EU-Japan trade agreement unless Japan stops whaling!

When we launched our campaign in March 2016, calling on the EU to make whaling...

Piedras. La causa de muerte de una Orca en cautiverio

Hace 3 semanas corría la información de que Nami, la Orca del acuario Nagoya de Japón, había muerto, pero se desconocía la causa de su muerte. Ahora sabemos que la necropsia reveló que tenía un enorme número de piedras en su estómago.
 
La cifra es colosal: 81kg de piedras se encontraron en el estómago de Nami, siendo la más grande de 17cm y de poco más de 2kg.
 
La ingesta de piedras es un comportamiento desconocido en Orcas silvestres y WDCS sospecha que Nami podría haber ingerido las piedras debido al aburrimiento o al estrés provocado por la vida en cautiverio. Las piedras causaron úlceras en su estómago y sangrado en su bazo. Había tenido una gran pérdida de peso antes de morir y el acuario catalogó su muerte como úlceras en el estómago y neumonía. Nami era mantenida en un tanque de concreto en Nagoya, por lo que debe haber ingerido las piedras durante su larga estadía en aislamiento en el Taiji Whale Museum, donde era mantenida en una pileta marina.
 
Nami tenía 28 años al momento de su muerte, sin embargo las hembras de Orcas en estado silvestre pueden vivir hasta 90 años. Nami fue capturada cuando tenía 3 años y mantenida en el Taiji Whale Museum en Japón. Se la vendió por 500 millones de yen (poco más de U$S 6 millones) al acuario Nagoya, y en junio de 2010 fue trasladada a su nuevo tanque donde iba a ser destinada a formar parte de un programa reproductivo junto a otras Orcas.
 
Actualmente hay sólo 7 Orcas vivas en cautiverio en Japón, por lo que crece el temor de que puedan comenzar pronto a capturar Orcas silvestres para reemplazar las que han muerto en los acuarios.
 

Puedes leer más sobre esta historia aquí:

Para más información sobre cautiverio, clickea aquí.